Tatuajes como forma de expresión

¿Qué son los tatuajes?

El origen de los tatuajes no se sabe a ciencia cierta, se cree que es un arte milenario que era conocido y practicado por muchas culturas alrededor del mundo, pero cada una de ellas lo hacía de manera diferente.

El 19 de septiembre de 1991 se descubrió en un glaciar situado en la frontera entre Austria e Italia el cuerpo de un cazador de la era Neolítica (5,300 años); Ötzi “el hombre del hielo”, que tenía la espalda y las rodillas tatuadas, y se cree que es la primer persona tatuada de la historia.

Aunque la palabra tatuaje posiblemente proviene del samoano «tátau», que significa marcar o golpear dos veces (en referencia al método tradicional de aplicar los diseños o plantillas), se incorpora al español a través del francés, tatouage.

Los tatuajes constituyen una forma de expresión de amor, odio, estatus social, identidad o cualquier otra condición; con el cual la persona busca perpetuar ese sentimiento, lo que da sentido a esta práctica milenaria.

Para algunas personas los tatuajes son cicatrices. Existen cicatrices visibles e invisibles, y los tatuajes son una manera de cerrar etapas, de recordarse cosas, de avanzar y tener presentes las batallas perdidas … o ganadas. Para otras son una forma de autoafirmación. Para otras son una forma de expresar sus gustos. Para cada persona significan una cosa diferente.

A día de hoy los tatuajes pueden ser entendidos como una moda o como una forma de expresión personal, pero aún están muy ligados al estigma de antaño.

Inicialmente los tatuajes estaban relacionados con algunas minorías como pueden ser los marineros, presos… de manera que los dibujos en la piel estaban ligados a unas connotaciones de pobreza, delincuencia o nivel social inferior.

Con los años esto ha ido cambiando socialmente y a día de hoy es muy frecuente ver a múltiples personas tatuadas en un día normal paseando por la calle. La calle ha acogido bien el boom de los tatuajes, al igual que las redes sociales. Pero ¿qué pasa en el ámbito laboral? Ahí no todo ha evolucionado al mismo ritmo que en la calle.

En las últimas décadas ha habido una revolución cultural frente a los tatuajes, donde han dejado de tener significados negativos y ser tabú para volverse parte de la moda; de hecho algunos tatuadores cuentan con gran prestigio social, y personalidades importantes lucen sus tatuajes con orgullo.

Pero los tatuajes aún están mal vistos en algunos sectores laborales, se asocian con la imagen errónea de personas que pueden tener un menor rendimiento, o que tienen dificultades en el control de los impulsos.

¿Tiene sentido a día de hoy seguir relacionando estos conceptos con los tatuajes?

En mi opinión no, las apariencias engañan, y los tatuajes con cicatrices o expresiones. Al igual que la forma de vestir o de llevar el pelo.

Read More

Inteligencias múltiples

María Robles Inteligencias Múltiples

La palabra inteligencia viene del latín “intelligere”, que significa comprender, entender, por lo que inteligencia es la capacidad de entender, pero no hay una definición unánimemente aceptada, definiéndose mediante enumeración de procesos o atributos.

La inteligencia de una persona está formada por un conjunto de variables como la atención, la capacidad de observación, la memoria, el aprendizaje, las habilidades sociales, etc., que le permiten enfrentarse al mundo diariamente. 

Por consiguiente, la inteligencia es básicamente la habilidad de aprender, comprender y de resolver problemas. El término inteligencia nace con dos vocablos latinos, Inter: entre, y eligiere: escoger; se refiere a nuestra capacidad de escoger.

Puede ser definida como:

la aptitud que nos permite recoger información de nuestro interior y del mundo que nos circunda, con el objetivo de emitir la respuesta más adecuada a las demandas que el vivir cotidiano nos plantea

La teoría de las inteligencias múltiples es un modelo de concepción de la mente publicado en 1983 por Howard Gardner, quien exponía que la inteligencia es  una red de conjuntos autónomos, relativamente interrelacionados. Para Gardner el desarrollo de algún tipo de inteligencia depende de tres factores: factor Biológico, factor de la vida personal y factores culturales e históricos.

Gardner advirtió que el expediente académico no era lo decisivo para conocer la inteligencia de una persona y puso el ejemplo de los savant (o síndrome del sabio: personas en general con poca habilidad para razonar, pero capaces de memorizar mapas y libros enteros).

Gardner identifica siete tipos distintos de inteligencias, afirmando que cada persona tiene los ocho tipos, pero cada tipo en distinto grado, que se combinarían entre sí. En 1.995 añadiría el octavo tipo, la inteligencia naturista. Los distintos tipos serían:

  • Lingüística: esta se refiere al lenguaje y a la capacidad de una persona para comunicarse.
  • Musical: se refiere a la habilidad de producir e interpretar ritmos, tonos y timbres, es valorada por todas las culturas humanas por ser una forma excelente de expresar emociones.
  • Lógico-Matemática: se deduce de la capacidad de una persona en el razonamiento, para resolver problemas, de comprender y usar la matemática, la lógica y otros lenguajes científicos.
  • Espacial: es la capacidad de percibir con precisión el mundo viso-espacial que nos rodea, es indispensable para nuestra adaptación y la comprensión del espacio que nos rodea, la ubicación en un mapa, de objetos.
  • Corporal Quinestésica: son las habilidades necesarias para desarrollar actividades físicas y artes manuales.
  • Intrapersonal: mediante ella controlamos nuestras emociones y dirigimos el foco de nuestra atención, y somos capaces de conocer y reflexionar sobre nuestras emociones y sentimientos.
  • Interpersonal: permite advertir e interpretar las circunstancias y los problemas de los demás más allá de lo que captan nuestros sentidos. Suelen puntear alto en ella los profesores, terapeutas, psicólogos, abogados…
  • Naturista: se refiere a la capacidad de reconocer especies de animales o plantas.

El mismo autor reconoce que siete no es un número definitivo y que las personas son capaces de desarrollar otros tipos de destrezas, estas podrían convertirse en inteligencias también.

Bibliografía

  1. Regader, Bertrand.La Teoría de las Inteligencias Múltiples de Gardner. psicologíaymente.com. 
  2. González, Eduardo R Hernández.Tipos de inteligencias múltiples y la teoría de Howard Gardner. s.l. : psicología-online.com, 2018.
  3. Armstrong, T., Rivas, M. P., Gardner, H., & Brizuela, B.Las inteligencias múltiples en el aula. Buenos Aires, Argentina. : Manantial, 1.999.
  4. El docente y las inteligencias múltiples. Luca, Silvia Luz de.2884-Texto del artículo-828-1-10-201809118.pdf, Argentina : s.n.
  5. Navarrete, Pamela.Teoría de las inteligencias múltples. Una revisión crítica. Temuco. Argentina : s.n., Octubre 2015.
Read More
Call Now Button